América Latina

Colombia: protestas y tensiones frente a la Corte Suprema de Justicia

Fecode, el gremio de docentes con aproximadamente 270.000 afiliados, convocó una nueva jornada de marchas en Bogotá, la capital de Colombia. Esta manifestación, autorizada por Katerine Grimaldos, secretaria general del SENA, contó con la participación de funcionarios y estudiantes miembros de esta entidad educativa.

Aunque la jornada comenzó en calma, la situación cambió drásticamente después de que el Alto Tribunal no eligiera un nuevo Fiscal General de la Nación. La falta de consenso para seleccionar el reemplazo de Francisco Barbosa desató la violencia, con ataques a la Policía y el bloqueo de todas las entradas del Palacio de Justicia.

Los manifestantes intentaron ingresar por la fuerza al edificio, lo que generó tensiones y enfrentamientos. Sin embargo, otro grupo de manifestantes logró calmar temporalmente la situación. Posteriormente, los disturbios se reanudaron y la Corte Suprema de Justicia fue sitiada, impidiendo la salida de los magistrados y funcionarios.

El objetivo de esta manifestación es ejercer presión sobre la Corte Suprema de Justicia para que elija rápidamente al nuevo Fiscal General. Esta convocatoria se produjo después de que el presidente, Gustavo Petro, expresara preocupación por una posible “ruptura institucional” y cuestionara la selección del fiscal actual.

A pesar de los esfuerzos por mantener la paz, la situación se deterioró rápidamente. La movilidad en la zona se vio afectada y los enfrentamientos con la Policía aumentaron. A medida que avanzaba la tarde, la gravedad de la situación se hizo evidente, con magistrados y funcionarios atrapados dentro del edificio.

El alcalde de Bogotá, Carlos Fernando Galán, no descartó el uso de fuerzas especiales, como el UNDMO (antiguo Esmad), para contener la violencia si fuera necesario. La presencia policial se intensificó en las inmediaciones del Palacio de Justicia para mantener el orden y garantizar la seguridad de todos los presentes.

En medio de la tensión, se registraron incidentes de agresión verbal y física contra periodistas que cubrían los eventos. La situación sigue siendo fluida, con actualizaciones constantes sobre el desarrollo de los acontecimientos y los esfuerzos por restablecer la calma en la capital colombiana.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba