Actualidad

Japón pierde a su persona más longeva, Fusa Tatsumi, a los 116 años

Fusa Tatsumi, la persona más longeva de Japón, murió el martes a los 116 años. La mujer, que vivió dos guerras mundiales, es un símbolo de la longevidad del país asiático.

Nacida en 1907, Tatsumi tuvo tres hijos con su marido agricultor, cerca de Osaka (oeste de Japón). Era una mujer activa y disfrutaba de la compañía de sus seres queridos.

Japón es el segundo país con más personas longevas, detrás de Mónaco, con más de 47.000 centenarios. La muerte de Tatsumi deja a María Branyas, una española nacida en Estados Unidos, como la persona más longeva del mundo.

Tatsumi nació en el seno de una familia humilde en la ciudad de Kashiwara, en la prefectura de Osaka. Asistió a la escuela primaria durante solo dos años, antes de dedicarse a las tareas del hogar y ayudar a su padre en el campo.

En 1922, se casó con un agricultor local y tuvieron tres hijos. La pareja se mudó a una granja en las afueras de Osaka, donde Tatsumi se dedicó a la agricultura y la cría de animales.

Tatsumi era una mujer activa y disfrutaba de la compañía de sus seres queridos. Le gustaba pasar tiempo con su familia y amigos, y también era una gran aficionada a la costura y la jardinería.

En 2019, Tatsumi se convirtió en la persona más longeva de Japón tras la muerte de Kane Tanaka, que tenía 119 años.

Tatsumi murió el martes en su casa de Kashiwara, rodeada de su familia. Su muerte es una pérdida para Japón y para el mundo entero.

La muerte de Fusa Tatsumi es un recordatorio del envejecimiento de la población de Japón. El país asiático tiene la mayor tasa de personas mayores del mundo, con un 29,1% de su población por encima de los 65 años.

Este envejecimiento plantea desafíos para Japón, como el aumento de los costes de la atención sanitaria y la escasez de mano de obra. El gobierno japonés está tomando medidas para abordar estos desafíos, como aumentar la edad de jubilación y fomentar la inmigración.

La longevidad de Fusa Tatsumi es un ejemplo de los avances que se han logrado en la medicina y la atención sanitaria. La esperanza de vida en Japón ha aumentado significativamente en las últimas décadas, y se espera que siga aumentando en el futuro.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba